jueves, septiembre 10, 2015

Posted by Manuel Cardeñosa | File under : , , ,


Al comenzar a leer acerca del enfoque STEM para la enseñanza de ciencias, una de las primeras cuestiones que llaman la atención es la falta de una definición común de dicho concepto.
Rodger W. Bybee, en su libro "The case for STEM Education: challenges and opportunities" indica la ausencia de una identificación de este acrónimo con unas prácticas educativas claras en los diferentes niveles educativos (desde el nivel de decisiones políticas hasta la práctica de aula), poniendo de manifiesto que es la comunidad educativa ha asumido este como un eslogan, sin pararse a determinar qué significa concretamente, más allá de su uso como etiqueta.

Bybee propone que, en su camino en busca de esta concreción, el enfoque STEM se enfrenta a una serie de retos (ver imagen)





Al tratar cada uno de estos ítems por separado, el autor hace varias consideraciones:

- respecto a la inclusión de la tecnología y la ingeniería, asume que no es una novedad planteada por este enfoque, y que es una idea que viene apareciendo desde los años 90

- remarca la necesidad de realizar una enseñanza basada en contextos que enfrente al alumnado a problemas y situaciones que le lleven a desarrollar sus competencias y utilizar las cuatro áreas que forman STEM para entender las situaciones que se le puedan plantear como ciudadanos y construir soluciones a ellos

- ¿Cómo pasamos del eslogan a la práctica educativa? Deberíamos cuestionarnos qué significa STEM para las políticas educativas, el currículo, las aulas, la formación del profesorado, etc ¿Qué significa alfabetización STEM?

- Bybee indica la necesidad de concretar los objetivos de una educación enfocada desde STEM. Propone una serie de objetivos referidos a qué se pretendería que alcanzara el alumnado. Son


  1. Conocimientos, habilidades y actitudes para identificar cuestiones y problemas en la vida real, explicar el mundo natural y el "diseñado" y obtener conclusiones basadas en pruebas acerca de cuestiones relacionadas con STEM
  2. Comprensión de los rasgos característicos de las disciplinas STEM como formas de conocimiento humano, la investigación y el diseño 
  3. Tomar conciencia acerca de cómo las disciplinas STEM dan forma a nuestro entorno material, intelectual y cultural
  4. Disposición para participar, como un ciudadano constructivo, preocupado y reflexivo, en cuestiones relacionadas con STEM y con las ideas de ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas
Bybee insiste en la necesidad que la escuela se preocupe más por proveer al alumnado de experiencias que les permitan aplicar sus conocimientos y habilidades,más que por insistir únicamente en que aprendan los aspectos fundamentales de la ciencia y alas matemáticas, pensando que con ello ya se forman ciudadanos competentes.



- El autor argumenta que aunque en legislación educativa puede aparecer la intención de alcanzar objetivos propios de un enfoque STEM, estos no suelen desarrollarse.  Plantea la necesidad de que se establezcan en estos documentos conexiones claras a nivel conceptual y procedimental con la elaboración de materiales y las prácticas de aula.

En referencia a quién debe desarrollar programas STEM, argumenta que lo importante no es quién lo haga (escuelas, universidades,agencias estatales, etc) sino que lo fundamental es que estos programas estén en línea con las políticas educativas a todos los niveles.

Presupone también el autor, que el profesorado llevaría a cabo prácticas de aula que sean coherentes con las políticas, objetivos y programas de una educación STEM. Y que desde su punto de vista , no habrían dudas respecto a la necesidad de apoyo y liderazgo locales para su trabajo en una educación STEM contemporánea.

- En lo referente a los dos últimos retos, en su libro Bybee propone dos tablas en las que se indica el tiempo que taradarían las 4P's de un programa  STEM (propositos, políticas, programas y práctica) en poder desarrollarse y el grado de dificultad que tendría la consecución de cada uno de ellos.